chatarreria jareño

Entradas con la etiqueta ‘reciclar’

símbolo del reciclaje por Lachatarra.es

Verde, azul, negro, en círculo, triángulo o cuadrado, cuando vemos un símbolo similar al que hemos puesto arriba lo primero que nos viene a la mente es, el reciclaje.

Y es que este símbolo, en todas sus variantes, se ha convertido en el icono universal que representa cualquier actividad relacionada con el reciclaje de residuos independientemente de cuál sea su naturaleza. Pero ¿porqué esta particular forma?, ¿quién lo inventó? Lo vemos a continuación:

Este logotipo acumula ya más de 40 años a sus espaldas, por lo que muchos de nosotros ya lo conocemos desde bien niños e identificamos qué representa sin que prácticamente nadie nos lo haya enseñado. Sin embargo, hoy desde Lachatarra.es queremos brindar un homenaje a su creador resumiendo un poco la historia de este conocido símbolo.

Tal y como cuentan desde CNN Expansión, esta imagen fue creada por Gary Anderson en 1970, originario de Honolulu (Hawai), a raíz de su participación en un concurso promovido por la Container Corporation of América, una empresa dedicada a la industrial del papel que tiene su sede en Chicago, Estados Unidos.

Este concurso se puso en marcha con motivo de las actividades que la empresa llevó a cabo en el Día de la Tierra, que casualmente empezó a celebrarse también ese mismo año. El ganador, evidentemente, fue Anderson y en aquel momento, con 23 años, acababa de obtener su titulación de arquitectura.

Como premio, Anderson recibió una beca por valor de 2.500 dólares y le fue comunicado durante la Conferencia Internacional de Diseño de Aspen (IDCA). La retribución fue empleada para cursar sus estudios durante un año en la Universidad de Suecia.

Este distintivo, tal y como comentábamos al inicio del post, está reconocido mundialmente y cuenta con diversas variaciones que también sirven para conocer la procedencia de los residuos que son reciclables, así como para promover la Ley de las 3 ERRES: reducir, reutilizar y reciclar.

 

¿Conocíais esta historia sobre el emblema del reciclaje? ¿qué otras variaciones habéis visto que representen este mismo concepto? ¡Dejadnos vuestros comentarios!

 

Aunque la industria del desguace y la chatarrería sean los principales encargados del reciclaje y reutilización de los deshechos metálicos, todos podemos aportar nuestro granito de arena por el medioambiente. Si además al hacerlo conseguimos un accesorio original y moderno pues ¡mejor aún!

Para la elaboración de esta pequeña manualidad sólo vamos a necesitar dos materiales: cuero para hacer la correa de nuestra pulsera y algunas piezas de metal reciclado para los adornos.

Recordad que la idea principal de esta labor es reutilizar productos que de otra forma serían desechados, así que para lograr una pieza verdaderamente sostenible quedará prohibido emplear materiales nuevos. Estamos seguros de que en casa tenéis material de sobra para elaborar esta original pulsera. ¡Sólo hay que ponerle un poco de imaginación!

Así pues, podremos emplear un cinturón viejo de cuero o bien algún cojín de un sofá de piel viejo que podamos cortar tiras… y unas tuercas pequeñas, de esas que probablemente todos tengamos en la caja de herramientas y acaban por no usarse nunca.

materiales para elaborar pulsera reciclada

1) Prepara bien los materiales

No tengas prisa, gran parte del éxito de la manualidad depende de ello.

Corta largas tiras de cuero, si te dan dos o tres vueltas a la muñeca mejor, le darán un aire más desenfadado a tu pulsera. Si tienes un cinturón de piel estrechito, prácticamente tienes este paso hecho.

Después selecciona cuidadosamente las piezas de metal que más te agraden, prestando especial atención a la forma y el color, pues ellas determinarán el estilo de la pulsera.

No olvides comprobar que el ancho de las tiras no es superior al agujero de las piezas o no podrás insertarlas después.

2) Limpieza y cuidados

Aunque se trate de chatarra, no queremos que lo parezca, así que debemos ponernos manos a la obra con la pequeña restauración de la materia prima de nuestra pulsera.

Para las tiras de cuero lo ideal es darles un poquito de crema hidratante y frotar con un paño. Verás cómo restaura la piel y qué suave queda.

Las piezas de metal frótalas bien con un paño seco, y si son de material oxidable, dales una capa de esmalte transparente que las impermeabilizará y las hará brillar como merecen.

¡Ahora sí parecen elementos de bisutería!

3) Montaje

Ya no tienes más que pasar el cordón de cuero por las tuercas y llevarlas al centro. Haz varias pruebas sobre tu muñeca hasta que se acomoden del modo que más te guste.

4) Cierre

Si la pieza de cuero que seleccionaste es un cinturón estás de suerte porque ya tienes una hebilla a la medida como cierre. Córtala y cósela al extremo de tu pulsera. Ayúdate de unas tijeras para hacer el agujero por donde pasar el cierre de la misma.

Si no dispones de una pequeña hebilla siempre puedes coser un cierre a modo de pasador, poner unos corchetes o incluso simplemente anudar los extremos.

pulseras de reciclaje

 

Esperamos que os haya gustado. Desde Lachatarra.es queremos recordaros la importancia de no desperdiciar nuestros recursos naturales, de buscar siempre ideas para reutilizar los residuos. Y, si no estamos inspirados, hay que tener siempre en cuenta que disponemos de un montón de centros especializados en el reciclaje de chatarra donde llevar los metales que no vamos a reutilizar.

Si os ha gustado o sabéis qué otras manualidades podríamos preparar con elementos cuyo destino final era la chatarrería, ¡no olvides dejarnos tu comentario!

 

 

 

 

 

 

Vía: ManualidadesOn – Fotos: stylehurricane

Ya os hemos hablado en diversas ocasiones de la gran importancia que tiene para el medio ambiente la recuperación y el reciclaje de materiales. Pero ¿cómo se realiza y qué efecto tiene la recuperación del acero en nuestra sociedad? Os lo explicamos a continuación.

Junk SteelLos productos realizados en acero tienen una característica esencial derivada del hierro y es que son magnéticos, lo que hace que sean completamente distintos al resto de productos fabricados con otros componentes metálicos.

Recuperación de acero en los centros de tratamiento:

Por este motivo, la recuperación del acero u hojalata es sumamente sencilla ya que tan solo es necesaria la acción de un electroimán situado justo encima del flujo de residuos que circulan por la cinta de cualquier centro de tratamiento de residuos. De esta forma los elementos que hayan sido fabricados en acero quedarán automáticamente suspendidos y pegados sobre la banda magnética.

Plantas de compostaje:

De la misma forma se realiza la recuperación del acero en las plantas de compostaje, ya que también utilizan fracciones magnéticas que se encargan de separar los residuos de acero del resto de basura orgánica, que es recogida habitualmente por los servicios municipales de limpieza.

Plantas de incineración:

Otra forma de recuperar fácilmente el acero es la llevada cabo en las plantas incineradoras, ya que durante la incineración el acero es capaz de soportar calor y no se calcina ni se deteriora.

En España existen diversas plantas incineradoras que centran su actividad en la reducción del volumen de basura que se acumula en los vertederos y en la producción de energía a través de la incineración de los residuos domésticos, aunque en muchas de ellas ya cuentan con un sistema de electroimanes que evitan que el acero llegue a los hornos de incineración.

¿Qué beneficios aporta el reciclaje del acero?

Está claro que la recuperación y el reciclaje de la chatarra férrica es fundamental en los procesos metalúrgicos, pero ¿por qué? A continuación expondremos algunos puntos que os ayudarán a comprenderlo:

  • Cada tonelada de acero reciclado es capaz de ahorrar una tonelada y media de hierro y cerca de medio kilo de carbón, que es lo que se emplea para obtener el acero como materia prima.
  • Producir acero reciclado supone un ahorro en gasto energético cercano al 70%, y si hablásemos de agua el consumo de la misma se reduce en un 40%.

Estos motivos ya son suficientes para demostrar que el beneficio medioambiental es evidente y que puesto que los recursos naturales son limitados debemos unir nuestras fuerzas para aumentar y fomentar la recuperación de los materiales que se desechan, sobre todo cuando se trata de materiales empleados en tantísimos procesos productivos.

Vía @ ECOacero

  • El tailandés Mr. Sudjai y su equipo del estudio Kreatworks: The Steampunk & Metal Arts Shop, realizan increíbles esculturas de personajes cinematográficos a partir de metales y chatarra reciclada.

Hace un par de meses os hablábamos en nuestro post “Los artistas tailandeses dan forma y valor a la chatarra” sobre Anchalee Saengtai, una artista y forjadora que realizaba impresionantes esculturas de personajes de cine a tamaño real.

Pues bien, hoy en Lachatarra.es vamos a hablaros de otro artista, Sudjai, que lleva más de 10 años realizando algo similar. El increíble trabajo que realiza se basa en personajes y héroes de ciencia ficción. La mayoría de sus obras están creadas a tamaño real, lo cual las hace todavía más espectaculares si cabe.

Gran parte de estas extraordinarias esculturas, que seguro no dejarán indiferente a nadie, están realizadas a partir de piezas de desguace de automóviles y diversas partes metálicas procedentes de todo tipo de productos, los cuales podríamos encontrar en cualquier chatarrería, pues en los países occidentales suelen ser considerados como desechos o chatarra.

El taller dónde se realizan estas esculturas está situado en la provincia de Pathum Thani (muy cerca de Bangkok), pero también es posible adquirir sus obras a través de Internet en Etsy.com. Los precios oscilan entre los 37 € y los 9.000 € aproximadamente, dependiendo del tamaño y los materiales empleados en cada personaje.

Esta escultura refleja la imagen de Jack Sparrow, el conocido capitán que comanda la Perla Negra en el film Piratas del Caribe. Su altura alcanza los 2´5 metros y su peso es de aproximadamente 450 kg.

Esta increíble mesa creada a imagen y semejanza del mítico personaje de Spiderman, tiene un diámetro de 1 metro y pesa aproximadamente 50 kg. ¿A quién no le gustaría tenerla en su salón?

La obra basada en el personaje que da nombre a la película Hellboy, lanzada en el año 2004 y de la cual se extrajo una segunda parte en el 2008 (Hellboy 2: el ejercito dorado), mide 2´30 metros y pesa aproximadamente 350 kg.

¿Impresionantes verdad? Nosotros nos hemos quedado maravillados y nos hemos querido perder la oportunidad de compartir estas espectaculares obras de arte realizadas a partir de chatarra reciclada. Si quieres ver más esculturas realizadas por Sudjai y su equipo del estudio Kreatworks, visita su página web.

Nuestra favorita es la que representa al mítico personaje de viñetas Hellboy. Pero y a vosotros ¿qué escultura os ha gustado más? ¡Déjanos tus comentarios!

Vía @ La gente está muy mal – Imágenes @ Kreatworks

  • El final de los cables de cobre podría estar más próximo de lo que parece, ya que investigadores de la Universidad de Rice, en EE.UU., han logrado obtener cables eléctricos a partir de nanotubos de carbono.

Una de las principales características de estos nanotubos de carbono es que puedan transmitir la misma corriente que cualquier cable realizado en cobre, con un peso menor y con una disminución de la pérdida de energía.

Este es un objetivo que se lleva persiguiendo desde la década de los 80 y podría suponer una reducción importante en el peso de los vehículos o los aviones, según se ha recogido en la revista Technology Review del Instituto Tecnológico de Massachusetts.

Ya ha sido demostrado por la Universidad de Rice, que este tipo de cables funcionan correctamente, por lo que se han puesto manos a la obra en el diseño de una futura línea de fabricación que inicie la producción de los cables eléctricos a partir de nanotubos de carbono.

Los nanotubos son estructuras tubulares con un diámetro similar al del nanómetro (la milmillonésima parte de un metro) de carbono, son muy resistentes a nivel mecánico y sus propiedades conductivas superan las del cobre. Aunque según la revista, surge un problema y es que las estructuras grandes no igualan las propiedades que tienen los tubos cuando se sitúan uno al lado del otro.

Además, estos cables también son capaces de transportar más electricidad a larga distancia sin pérdida de energía, lo que actualmente supone un problema para el sistema eléctrico con las instalaciones convencionales.

Por último, diremos que al estar confeccionados a partir de carbono y no de metal, su corrosión es nula, lo que nos lleva a la conclusión de que se trata de unos cables ligeros, resistentes, flexibles y con una mayor capacidad sobre la conducción de la energía a larga distancia sin pérdida de la misma. Sin embargo, de momento no se conocen las posibilidades de reciclaje de este tipo de cables.

A continuación podrás ver un vídeo, en inglés, dónde explican detalladamente el funcionamiento y la composición de los nanotubos de carbono.

¿Qué te parece este nuevo avance? ¿Podría suponer el futuro de los cables para la conductividad eléctrica? ¡Déjanos tu comentario!

Vía @ ElEconomista

  • Piezas de motores, amortiguadores, puertas y otras piezas de vehículos viejos son reutilizadas en Tailandia para dar forma y valor a enormes esculturas realizadas a partir de chatarra.

transformer de chatarraLa imaginación, agudeza, ingenio y en ocasiones la falta de recursos, ha hecho que un grupo de artistas de la región opten por utilizar la chatarra como materia prima para sus obras de arte.

La artista tailandesa y forjadora Anchalee Saengtai, la cual utiliza el seudónimo de Yumi, ha realizado réplicas con chatarra de acero de personajes tan míticos como Alien, Terminator, Darth Vader o Elvis Presley.

Todas estas piezas se trabajan a mano y su altura se encuentra comprendida entre los 20 cm, en el caso de las más pequeñas, y los 6 metros, que es el caso de la escultura de la imagen inspirada en el protagonista de la película “Transformers” Optimus Prime, personaje que a muchos de nosotros nos recordará fielmente a los juguetes de nuestra infancia.

La artista comenzó hace aproximadamente 9 años a recuperar y a manipular la chatarra llegando a crear estas figuras y afirma que desde el inicio de su actividad ha llegado a dar forma a varios centenares de esculturas de diferentes tipos.

Entre uno de sus futuros proyectos, la forjadora tailandesa tiene previsto dar forma a través de la chatarra al más famoso hidalgo de la literatura española, Don Quijote de la Mancha.

Además del taller de reciclaje de chatarra en arte que posee Yumi, también son conocidos otros 5 talleres que se dedican a crear piezas artísticas a partir de materiales procedentes de las chatarrerías y de vehículos desguazados.

Vía @ EFE verde – Imagen @ Flickr Brett Jordan

Hoy desde nuestra bitácora vamos a compartir un manual sobre cómo reciclar una lámpara de bronce antigua, que habitualmente encontraremos en cualquier chatarrería a un precio mínimo, convirtiéndola en una lámpara moderna con inspiración vintage, que proporcionará un aire elegante y cálido a tu hogar.

lamparas de bronce en la chatarrería

Lámparas de bronce dentro del contenedor de una chatarrería

A continuación explicamos el procedimiento a seguir para limpiar y sacar el brillo a lámpara, donde necesitaremos: limón, bicarbonato de sodio, vinagre blanco, harina, sal, una fuente pequeña, guantes de goma y un paño suave de algodón.

  1. Mezclar el bicarbonato de sodio con el zumo de limón, para ello echaremos una cucharadita de bicarbonato en una fuente pequeña y exprimiremos el limón por encima. La mezcla burbujeará inicialmente pero terminará asentándose.
  2. Para la mezcla también podemos utilizar vinagre, harina y sal. Combinaremos partes iguales de sal y harina en un fuente pequeña y agregaremos el vinagre que sea necesario hasta que se forme una especie de pasta.
  3. Una vez obtengamos un compuesto denso lo aplicaremos mediante el paño de algodón sobre la superficie de la lámpara frotando enérgicamente hasta observar que se encuentra suficientemente limpia. En caso de realizar el compuesto a partir de la mezcla con vinagre deberemos dejarlo actual sobre la superficie durante al menos 30 minutos.
  4. El siguiente paso será enjuagar la lámpara de cobre con agua corriente, secarla y darle brillo con un paño de algodón seco.

Seguidamente detallaremos los pasos a seguir para obtener nuestra lámpara de bronce reciclada al estilo vintage:

lampara de bronce reciclada

Ejemplo Vintage para reciclar una lámpara de bronce

  1. Una vez hayamos limpiado la lámpara a través del método explicado anteriormente, aplicaremos multisellador pigmentado color blanco o gris. Es aconsejable aplicar dos manos y esperar a que seque cada una de ellas hasta aplicar la siguiente capa.
  2. Aplicaremos también 2 manos de pintura acrílica semibrillante, esperando a que se seque cada una de las capas antes de aplicar la siguiente.
  3. Adornaremos con caireles cada uno de los brazos de la lámpara, atándolos con hilo elástico o bien con alambre cubierto de blanco.
  4. Podemos decorarla con ramas secas alrededor de los brazos e incorporar tiras de perlas blancas de diferentes tamaños. Las ramas o las perlas pueden sustituirse por otro a material según sean tus gustos.
  5. Incorporaremos de forma sutil algunas flores artificiales en color blanco, en la imagen magnolias.
  6. Es posible agregar pantallas textiles en cada uno de los brazos, o bien podemos simplemente conectar unas bombillas de tipo vela.

Como comentamos al inicio del post, los chatarreros y centros de recuperación de materiales cuentan con una inmensidad de productos a la espera de ser reciclados, que puedes conseguir a buen precio, dándoles una segunda vida y realizando elementos decorativos para tu hogar de forma original y única.

¿Te ha gustado este manual? ¿Tienes otras ideas y te gustaría compartirlas? ¡Déjanos tus comentarios!

Vía @ Blogmanualidades.com

Esta semana se ha celebrado el Día Internacional del Reciclaje y por ello desde nuestro Blog Lachatarra.es hemos querido hacer una síntesis de cómo el reciclaje de chatarra se ha convertido en un negocio extendido a nivel mundial.

Toda empresa involucrada en el negocio de la compra-venta de chatarra es consciente de las ventajas que aportan el reciclaje de metales, tanto férricos como no férricos, y las repercusiones en los subsiguientes costes de producción.

Así pues, el reciclaje de chatarra se ha convertido en una actividad cada vez más de moda debido a los beneficios que ello aporta en el ámbito económico y medioambiental, pues gracias a la recuperación de estos materiales y a su posterior reciclado es posible disminuir el empleo de los recursos naturales, que recordemos no son infinitos.

El comercio de productos básicos a nivel mundial está claramente influido por el negocio de la compra-venta de chatarra, y debido a la inestabilidad política globalizada, la chatarra ha resurgido como uno de los recursos más importantes y que es más necesario regularizar, pues de ello depende el grado de recuperación de materiales de cada país.

Además, debido al gran crecimiento exponencial que se está experimentando en la zona oriental, especialmente en China, el reciclaje de metales realizado en los centros de recuperación, chatarrerías, siderurgias o fundiciones sigue en aumento y ecológicamente hablando también es algo beneficioso, pues se trata de un proceso vital que ayuda a reducir la producción en los procesos de la industria pesada.

La chatarra, obviamente se ha consolidado como un producto que se diferencia del resto, pues sus beneficios medioambientales tras el reciclado de la misma reducen notablemente el nivel de emisiones de CO2 a la atmósfera y ayudan a frenar el despilfarro de materias primas vírgenes.

Al final de su larga vida, Tesla realizará el reciclaje de baterías, en la planta UHT de Umicore en Bélgica. La compañía de tecnología de materiales con sede en Bruselas utilizará el material usado para producir una aleación que se refinará en cobalto, níquel y otros metales. 

A continuación, Umicore transformará el cobalto en óxido de cobalto de litio de alto grado, que puede revenderse a fabricantes de baterías. Uno de los pocos derivados de su enfoque ecológico es una escoria inerte limpia que contiene óxidos de calcio y litio. La escoria se utiliza la producción de hormigones de grado especial.  

La tecnología de reciclaje de baterías de Umicore permite ahorrar un mínimo del 70% en emisiones de CO2 en la recuperación y refinamiento de estos metales valiosos. Así, consigue reducir de forma sustancial la huella de carbono para la fabricación de baterías de ión-litio.  

Tesla lleva construyendo y vendiendo automóviles eléctricos con certificación complete y para su uso en carretera desde hace tres años, tiempo durante el cual la compañía con sede en Silicon Valley se ha situado en cabeza en el reciclado y uso de materiales no tóxicos. Los clientes de Tesla no pagan ningún extra por el reciclaje del paquete de baterías, que se espera dure entre 7 y 10 años o unos 160.000 kilómetros bajo un uso normal. 

Fuente: Europapress.es

bateria coche electrico¿Qué tienen en común algunas baterías de coche eléctrico y botellas de color azul? La respuesta es que los dos utilizan cobalto, un metal raro del que se producen en el mundo unas 71.800 toneladas al año.

Según un informe presentado el verano pasado por la Comisión Europea, los materiales usados en tecnologías emergentes tienen una gran importancia para la economía y a la vez que un alto riesgo de escasez para el continente. Y esto ocurre, sobre todo, porque la mayor parte de su producción mundial proviene de unos pocos países: China, Rusia, República Democrática del Congo o Brasil.

Esto que afectaría a muchos sectores, plantea una difícil cuestión para las llamadas tecnologías ‘verdes’: se supone que los problemas ambientales y energéticos obligan a desarrollar nuevas tecnologías, como las energías renovables o el coche eléctrico, pero estas innovaciones ‘verdes’ pueden chocar ahora con el problema de los metales. ¿Se reproducirán las tensiones del petróleo con los metales?

¿Hasta qué punto la escasez de estos metales puede solucionarse mediante el reciclaje? A diferencia de otros materiales, los metales pueden reciclarse una y otra vez de forma indefinida. Así pues, en teoría se podría utilizar los metales de productos en desuso para fabricar otros nuevos.

El reciclaje puede ser una pista, pero también hay que parar de aumentar nuestro consumo. Se está llegando al límite con los metales y es necesario tener en cuenta la escasez y los aspectos geopolíticos.

Fuente: Blog Elpaís.com