chatarreria jareño

Archivo de la categoría ‘General’

  • El final de los cables de cobre podría estar más próximo de lo que parece, ya que investigadores de la Universidad de Rice, en EE.UU., han logrado obtener cables eléctricos a partir de nanotubos de carbono.

Una de las principales características de estos nanotubos de carbono es que puedan transmitir la misma corriente que cualquier cable realizado en cobre, con un peso menor y con una disminución de la pérdida de energía.

Este es un objetivo que se lleva persiguiendo desde la década de los 80 y podría suponer una reducción importante en el peso de los vehículos o los aviones, según se ha recogido en la revista Technology Review del Instituto Tecnológico de Massachusetts.

Ya ha sido demostrado por la Universidad de Rice, que este tipo de cables funcionan correctamente, por lo que se han puesto manos a la obra en el diseño de una futura línea de fabricación que inicie la producción de los cables eléctricos a partir de nanotubos de carbono.

Los nanotubos son estructuras tubulares con un diámetro similar al del nanómetro (la milmillonésima parte de un metro) de carbono, son muy resistentes a nivel mecánico y sus propiedades conductivas superan las del cobre. Aunque según la revista, surge un problema y es que las estructuras grandes no igualan las propiedades que tienen los tubos cuando se sitúan uno al lado del otro.

Además, estos cables también son capaces de transportar más electricidad a larga distancia sin pérdida de energía, lo que actualmente supone un problema para el sistema eléctrico con las instalaciones convencionales.

Por último, diremos que al estar confeccionados a partir de carbono y no de metal, su corrosión es nula, lo que nos lleva a la conclusión de que se trata de unos cables ligeros, resistentes, flexibles y con una mayor capacidad sobre la conducción de la energía a larga distancia sin pérdida de la misma. Sin embargo, de momento no se conocen las posibilidades de reciclaje de este tipo de cables.

A continuación podrás ver un vídeo, en inglés, dónde explican detalladamente el funcionamiento y la composición de los nanotubos de carbono.

¿Qué te parece este nuevo avance? ¿Podría suponer el futuro de los cables para la conductividad eléctrica? ¡Déjanos tu comentario!

Vía @ ElEconomista

  • Los resultados dependerán de la recuperación de la industria siderúrgica a nivel nacional, aunque la incertidumbre provocada por las dificultades de acceso a financiación bancaria, aplazamientos de pagos y deudas sobre la reactivación de la demanda no aseguran una recuperación del sector, según un reciente informe elaborado a nivel internacional por Crédito y Caución.

El informe Market Monitor presentado por Crédito y Caución, que recoge las perspectivas y estimaciones de futuro del sector siderúrgico en España, Italia, China, Austria, Eslovaquia y Turquía, revela unas expectativas neutras para 2011, que no permiten  asegurar una recuperación a corto o mediano plazo.

“Los resultados dependerán, en gran medida, de la recuperación de la industria nacional. Actualmente, la producción española muestra signos favorables, aunque la incertidumbre por la dificultad de acceso a la financiación bancaria, los aplazamientos de pago y las dudas sobre la reactivación de la demanda, no permiten asegurar una recuperación del sector siderúrgico en España a corto y medio plazo”, indica el estudio.

Y todo ello, pese a que durante el pasado ejercicio 2010 el sector siderúrgico fue uno de los pocos que en España pudo presumir de un cambio de tendencia y del inicio de una senda de recuperación.

Si bien esta recuperación estuvo marcada por el desarrollo de las transacciones en el exterior, el Market Monitor aclara en este sentido que el comportamiento del mercado ha sido más positivo en el primer semestre del año que en el segundo; y se ha fundamentado en el esfuerzo exportador realizado por las empresas españolas, y no en la demanda nacional. Sin embargo, la desaceleración del ramo automovilístico a partir del último tercio del año 2010, por la eliminación de ayudas estatales, frenó su recuperación.

En 2010 la producción total de acero en España creció un 13.8% frente al año anterior, y las entregas totales de productos siderúrgicos un 5.1%. Mientras que en el mercado nacional las entregas han crecido un 4.2%, en el europeo se ha incrementado un 19.1%, por la necesidad española de abrirse a nuevas oportunidades de negocio. Tubos y automoción fueron las áreas más fuertes y propicios a obtener cifras positivas, en contra el de los electrodomésticos y las estructuras metálicas, que se han erigido como los más débiles y con más dificultades para recuperarse.

Fuente: tecnipublicaciones.com

  • El transbordador de la NASA aterrizó el pasado día 9 de marzo, procedente de la Estación Espacial, poniendo fin a 27 años de brillantes servicio

transbordador discoveryEl transbordador “Discovery” terminó el día 9 de marzo su última misión al aterrizar en el Centro Espacial Kennedy de Florida. La nave, con sus seis tripulantes a bordo, tocó tierra a las 16.57 GMT tal y como estaba previsto, en un soleado día que marca el principio del fin de la era de los transbordadores.

Este es el tercero de la flota de cinco orbitadores que la NASA ha empleado durante treinta años para sus misiones tripuladas. Su construcción comenzó el 27 de agosto de 1979, y viajó por primera vez al espacio el 30 de agosto de 1984. A lo largo de su carrera ha efectuado 39 misiones, ha pasado en órbita 365 días en órbita y ha recorrido más de 238 millones de kilómetros.

La retirada del “Discovery” y su consecuente tratamiento como si de chatarra se tratase, marcarán el principio del fin de la era de los transbordadores, que serán retirados por la NASA este año. El programa inició su andadura en 1981 con el lanzamiento del “Columbia”, al que siguieron el “Challenger” (1982), el “Discovery” (1983), el “Atlantis” (1985) y el “Endeavour” (1991).

El Museo Nacional del Aire y el Espacio de EE UU ha pedido a la NASA que le ceda el “Discovery” para exponerlo en sus instalaciones, aunque la agencia espacial no ha anunciado su decisión.

Fuente: elcorreo.com

Las baterías de plomo, que encontramos debajo del capó del coche y que se utilizan generalmente para el arranque de los mismos, destacan por contener elementos que son altamente contaminantes, como son el plomo y el ácido sulfúrico. Curiosamente a pesar de ello,  estos acumuladores de energía resultan ser uno de los casos más curiosos en cuanto al reciclaje de chatarra y metales se refiere, ya que es uno de los productos que más se recicla en España, llegando a una tasa de recuperación que alcanza el 95%.

Hoy en día, la utilización del plomo se ha reducido mucho y se concentra básicamente en la producción de baterías para el sector del automóvil. Esta limitación se debe principalmente a los múltiples episodios de envenenamiento y contaminación que han tenido lugar a lo largo de la historia, debido a su ya prohibida incorporación al carburante de los coches.

Las baterías de plomo se componen de: plástico polipropileno (7%), de agua y ácido sulfúrico del electrolito (23%), y de plomo en sus diferentes formas (63%). Normalmente estos componentes no son peligrosos durante la vida útil del automóvil, pero una vez el coche se retira de la circulación, sus baterías deben ser gestionadas adecuadamente, evitando que queden abandonadas a su suerte, y que tanto el plomo, como el ácido sulfúrico, comiencen a ser corrosivos y perjudiciales para el Medio Ambiente.

En España se dejó hace dos décadas de extraer el plomo de las minas, poniendo fin a la explotación de este metal en nuestro país. Por ello la principal fuente de plomo para los productores españoles, se encuentra en las propias baterías de los coches. También es posible recuperar este metal de la chatarra (tuberías, planchas de tejado, soldaduras, maquinaria antigua de impresión) pero reciclando los acumuladores (baterías) es la forma en la que se puede obtener una mayor cantidad de lingotes de plomo, que serán reutilizados en la producción de nuevas baterías u otros materiales.